3 opciones para vestir las paredes de tu baño

3 opciones para vestir las paredes de tu baño

El baño es una  de las piezas de la casa en la que siempre he disfrutado más diseñándola. Sobre todo me gusta innovar con la carpintería a medida, buscar lavabos originales o recuperados y espejos con un diseño que hace del baño ese lugar especial donde te gusta estar.  Hay tantas opciones que elegir y combinaciones posibles como personas. Y como ya sabes, yo no creo en un estilo definido sino en “tu estilo propio” que viene dado por tu esencia. Es fundamental elegir materiales, tonos, iluminación, texturas que hacen referencia a aquello que te nutre emocionalmente en este momento de tu vida. Para saber como realizar esta selección escuchándote a ti misma puedes visitar el post CONSIGUE TU AMBIENTE IDEAL EN EL BAÑO, en él te indico los pasos a seguir para no fallar en tu selección.

Hoy te quiero contar que tres opciones puedes tener a tu alcance para revestir las paredes de tu baño o aseo. Has de tener en cuenta si se trata de un baño con ducha o bañera o simplemente es un aseo de cortesía. La diferencia está en que en el aseo no se va a generar tanto vaho como en el que te duchas y puedes seleccionar un revestimiento que no admita tanta humedad.

1. REVESTIMIENTO CONTINUO. Es decir, un revestimiento que no viene definido por piezas, sino que el material utilizado se extiende unificando el aspecto de la pared, no tendrías juntas a la vista. Es una opción muy atractiva y de la que no te cansas con el tiempo, pero hay que saber elegir bien el material. Entre ellos está el microcemento tipo Mortex, sirve tanto para suelos como paredes, es impermable porque en su composición dispone de resinas y poliuretanos. Por otro lado, hay un opción mucho más respetuosa con el medio ambiente, y de aspecto similar, que es el revoco de arcilla, un material que la naturaleza nos ofrece y que funciona perfectamente como impermeable a la humedad, Ecoclay tiene diferentes tonalidades de arcilla natural, y también la opción de los tonos de pintura de arcilla para el último acabado si te apetece darle color.

Pinterest

 

2. REVESTIMIENTO DISCONTINUO. En este apartado voy a enumerarte diferentes opciones según el estilo que buscas y lo disponible en el mercado:

-Losetas de piedra natural en diferentes formatos, yo me suelo enamorar de las losetas de 2 cm de grosor y tamaño 10×10, de forma que al colocarlas crean un efecto destonificado en la pared que a la vez me parece acogedor. El canto rodado que suele venir en mallas es una de las opciones que crea un ambiente natural y aporta frescura.

Cerámica tradicional como losas de barro cocido, o pasta roja o blanca esmaltada en diferentes formatos como los típicos azulejos de 20×20 valencianos, o los de formato alargado que dan juego para colocarlos con las juntas alternas. Los acabados pueden variar desde el mate al brillo, salpicados, etc.

 

Pinterest

 

Cerámica porcelánica de muy variados formatos, desde el hexágono que seguro habrás visto en alguna imagen hasta los formatos de 1 metro de anchura, con la junta rectificada de forma que crea sensación de planeidad máxima.  En el mercado de los azulejos porcelánicos pueden encontrar piezas que imitan madera, cemento, mármol, papel, hidráulico, y todo lo que se les ocurra imitar. Es una opción para cuando quieres recrear determinado ambiente que no seria viable realizar en su material original por precio o por no ser compatible con la humedad del baño.

-Revestir una pared con madera de bambú es otra opción, ya que es la madera que soporta mejor la humedad, aunque no la recomiendo en la zona de la ducha donde directamente le caería el agua.

-El vidrio, es decir, las mallas tipo mosaico, son una opción más del mercado, depende del diseño puedes encontrar piezas, que, bien colocadas, sin excesos, sean el punto focal decorativo de la estancia.

3. PAPEL PINTADO VINILICO. Sigue enamorándome esta opción en un baño, las texturas, colores y estampados dan mucho juego a la hora de crear un baño original y diferente. Además te da la alternativa de cambiar el papel en unos años y poder disfrutar de un nuevo baño sin tener que hacer obras. Hay que saber donde y como colocarlo para que se estropee lo mínimo, yo suelo hacerlo en la mitad superior si se trata del baño de más uso. Puedes elegir murales si dispones de una pared lo suficientemente grande para que sea la protagonista de la estancia.

Pinterest

 

Espero haberte dado una visión general del mundo de los revestimientos, aunque siempre recomiendo que si vas a reformarte el baño cuentes con un profesional que te asesore como yo. Cuando conecto con la persona, el lugar y el desarrollo de la actividad diaria familiar, puedo orientarla con bastante exactitud en lo ideal para ese lugar, ese momento, esa familia. ¿Te puedo ayudar?

 

 

 

 

 

Deja un comentario

×
×

Carrito